Spread the love

El gobernador de Sucre, Hector Olimpo Espinosa, alertó al Gobierno Nacional y a todos los alcaldes de la zona, tras la llegada de la onda tropical que podría afectar aún más a la difícil situación de la Mojana Sucreña. Una emergencia que ya deja más de 35.000 damnificados.

Este año, la inundación se adelantó por cuenta de los cambios climáticos que azotan la región, sumado a la difícil situación que se vive por cuenta de desbordamiento del río Cauca.

Motivo por el cual, además de la declaración de calamidad pública que implica ayudas inmediatas y traslados de recursos para atender la emergencia, Espinosa estará recorriendo las zonas afectadas.

«Nos estamos enfrentando a la furia de la naturaleza, y acudimos a la solidaridad de los colombianos, hemos decretado la calamidad doméstica y de la mano de todos los alcaldes, y la compañía del Gobierno Nacional estamos trabajando en mitigar el impacto del desbordamiento del Rio Cauca», dijo el mandatario.

Cabe precisar que las ayudas humanitarias empezarán a llegar a las zonas afectadas, con las que se espera atender a los cerca de 30.000 damnificados.

«Sabemos que nuestra gente está sufriendo, entendemos sus necesidades, conocemos sobre su difícil situación, por eso no descansaremos hasta encontrar las soluciones necesarias para mitigar el impacto», añadió Espinosa.

Finalmente, cabe señalar que la gobernación de Sucre lanzó la campaña ‘S.O.S Sucre’, por medio de, la cual, busca incentivar la solidaridad de los colombianos, quienes podrán donar alimentos no perecederos, ropa en buen estado y productos de aseo.

Al igual que cobijas, toldos, madera, plásticos y botas pantaneras, a través de las siguientes cuentas bancarias:

  • 592091573 cuenta corriente Banco Bogotá
  • 50606020408 cuenta corriente Bancolombia
  • 206200098567 cuenta corriente Davivienda