Comparte este contenido

La ministra de Minas y Energía, Irene Vélez, dio a conocer este vernes los retos de la cartera en materia de transición a energías alternativas.

La funcionaria indicó que para la nación es prioridad tener soberanía energética  y dar ese cambio con miras hacia el futuro, en el que está previsto, después de 20 años, que las reservas de hidrocarburos se agoten.

Y pueda establecerse una crisis económica difícil de sostener si no se lleva a cabo este plan, que además de ser amable con el medio ambiente, es para sobre guardar los intereses del país.

De igual manera, agregó que en caso de que las reservas fueran insuficientes para el autoabastecimiento, las soluciones podrían ser conectarse con otros países como Venezuela,

País que se ha mostrado interés en apoyar esta iniciativa, con lo que ofrecería no solo la materia prima, sino la parte técnica y tecnológica para llevar a cabo este proyecto de conexión bilateral de gasoductos.

«Tenemos reservas de gas de siete a ocho años. Si necesitáramos llenar nuestra matriz energética, se podría hacer la conexión de transporte de gas con Venezuela», dijo Vélez, en diálogo con Blu Radio, lo que generó polémica en redes sociales.

«Si llegara el caso en que nuestras reservas no fueran suficientes para nuestro autoabastecimiento, necesitamos soluciones, que podrían ser conectarse con otros países», sostuvo la jefe de la cartera.

Asimismo, la ministra de Minas reafirmó lo que para ella es el compromiso del presidente Gustavo Petro, quien a través de su cartera buscará ratificar el cumplimiento de los compromisos de campaña.

Son ellos, de no firmar nuevos contratos de exploración y agregó que espera que las reservas que encuentren sean suficientes para hacer la transición a nuevas energías.

«Eso es una cosa que ya se dijo en campaña y es algo a lo cual le vamos a cumplir a la ciudadanía. La ciudadanía votó por la justicia ambiental, la ciudadanía votó por cuidar la casa grande. Ahora vamos a cuidar la seguridad energética», declaró.

De esta manera, Vélez expuso que los contratos de exploración que se encuentran vigentes seguirán su curso y culminación establecida sin impedimento, dada las sanciones que podrían darse a la nación, pero el desarrollo del cambio en la balanza energética no tendrá marcha atrás.

«Todos los contratos que ya estén vigentes, van a seguir su curso normal. Los 180 contratos de exploración que estén vigentes seguirán su curso normal», manifestó la ministra.

«Necesitamos desarrollar una matriz diferente, paulatinamente esas reservas de gas se van a ir agotando, son recursos finitos, no vamos a tener nuevos proyectos, vamos a intensificar las energías alternativas, ese es el cambio en la balanza energética», declaró.