Comparte este contenido

El presidente de la República, Gustavo Petro, afirmó en las últimas horas que Colombia y Venezuela están trabajando para lograr la normalización de las relaciones bilaterales, lo que implica la apertura de la frontera y otros aspectos de alto interés para las dos naciones.

«Se está trabajando en la normalización de las relaciones, lo que implica la apertura de la frontera», dijo el Jefe de Estado en declaración a medios de comunicación en la Casa de Nariño, con lo que de paso desmintió una reunión con su homólogo, Nicolás Maduro.

«En estos momentos el Canciller (Álvaro Leyva Durán) ha hecho contactos con el Gobierno (de Venezuela) para ir procesando la apertura de la frontera«, agregó Petro en su intervención.

A la pregunta de los periodistas sobre el nombramiento de un embajador en Venezuela, el mandatario respondió que para dar este paso es necesario restablecer relaciones. Aunque es ‘vox populi’ que uno de los candidatos al cargo es el exsenador Armando Benedetti.

Por ello, manifestó que se tienen que restablecer las «relaciones comerciales, culturales, sociales, familiares, militares, de todo tipo» con el país vecino. Truncadas en el gobierno de Iván Duque, que desconoció como interlocutor a Maduro.

«Existía una institucionalidad que se creó, incluso, hace décadas, y que ahora hay que volver a reconstruir para que se ponga en marcha todo el proceso», recalcó el Presidente Petro.

Respecto al tiempo estimado para la normalización de las relaciones con el país hermano, el gobernante expresó ante los medios que en dos meses las relaciones bilaterales pueden ir por buen camino hacia su restablecimiento.

Finalmente, el mandatario aseveró que la normalización de las relaciones con Venezuela hizo parte de su campaña a la Presidencia y destacó que desde antes de la posesión el 7 de agosto se viene trabajando en ese propósito.