Comparte este contenido

La Asociación Bancaria y de Entidades Financieras de Colombia, Asobancaria, resaltó que el rol de liderazgo de las mujeres en la sociedad ha redefinido la noción de «jefe de hogar» a través de la conceptualización de la jefatura femenina. Esta tipología de hogar comprende a las mujeres que son cabezas de familia, responsables de los aspectos económicos, sociales y afectivos del hogar, y reconocidas como tal por el mismo núcleo familiar.

El gremio representativo del sector financiero colombiano reveló en un informe que “entre 1997 y 2022, los hogares con jefatura femenina en Colombia registraron un crecimiento del 71,3%. En 1997, el 25,8% de los hogares a nivel nacional tenía a una mujer como jefa de hogar, mientras que en 2022 esta cifra se elevó al 44,2%. Cabe resaltar que el porcentaje más alto se observó en las cabeceras municipales, alcanzando un 46,7%”.

Asobancaria añadió que el análisis de la pobreza en Colombia revela disparidades significativas entre los hogares encabezados por mujeres y hombres. Indica que, en 2022, a nivel nacional, el 14% de las personas que pertenecían a un hogar con jefatura femenina eran pobres multidimensionalmente, lo que representa una brecha de 2 puntos porcentuales superior a los hogares con jefatura masculina.

También señala que el 41,4% de los hogares con jefa mujer están en situación de pobreza monetaria, en comparación con el 33,1% en los hogares con jefe hombre.

“La situación se torna aún más compleja en la pobreza monetaria extrema para los hogares con jefa mujer, con un 27,7% en centros poblados y áreas rurales dispersas”, resalta el documento.